Ganarle al río

lectourecargamezcladora

En 1931, Ismael Pace y José Lectoure dieron con el solar de Corrientes y Bouchard: un baldío que alquilaron al ferrocarril Pacífico. El monto que habían previsto para toda la obra de construcción del estadio solo alcanzó para los cimientos, pues estaban sobre tierras ganadas al río y fue necesario pilotear toda el área. Se hincaron 183 pilotines de 18 metros de profundidad hasta encontrar suelo firme. (En imagen: José Lectoure carga la máquina para la colocación de los primeros pilotes).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s